Comunicación telegráfica

Comunicación telegráfica

 Lleva un diario de su nuevo vocabulario y de “errores” divertidos

Correr, jugar a escapar de su cuidador, mirar abajo para esquivar obstáculos, brincar, pedalear su primer triciclo, patear una pelota sin tropezar, subir escaleras, abrir puertas son las actividades de tu bebé ya domina. Entre las habilidades manuales ya perfeccionó su técnica para abrir todo tipo de paquetes y cerrar una caja de zapatos, doblar papel y armar rompecabezas sencillos; además de saber quitarse la ropa, lavarse las manos y sentarse a la mesa. Dice entre 20 y 50 palabras con claridad y elabora enunciados telegráficos. Le encanta aprender nuevas palabras que suenen de manera peculiar como “helicóptero” o “dinosaurio” y es divertidísimo escuchar las variaciones que de las mismas hace. Es buena idea llevar un diario de las palabras nuevas que tu hijo comienza a dominar, así como de los “errores” que comente al pronunciar algunas. “Errores” que seguramente te arrancan una sonrisa. Para esta edad, también te fascinarás escuchándolo tararear y cantar.