Sus primeros giros

Sus primeros giros

Ayúdalo a conocer mejor su cuerpo

A esta edad, los bebé pueden cambiar de posición al girar como un pequeño tronco, es decir, sin el movimiento de cadera. La disociación entre la parte superior e inferior de su cuerpo les permitirá rodar primero las piernas y luego el torso. La importancia de este movimiento es que una vez que lo dominan pueden regresar a su posición original. Puedes ayudarlo a tener la sensación del giro de cadera cuando lo ayudas a rodar primero las piernas y los esperas para que solito gire el resto del cuerpo. No debes forzarlo a estar en posiciones a las que no ha llegado por si mismo, esto incluye sentarse y mucho menos pararlo, pues su columna vertebral aún se fortalece para poder soportar su peso. Rodarlo en la cama o mecerlo en una sábana son actividades que disfrutará enormemente y le permitirán conocer mejor su cuerpo.